Pages Navigation Menu

recetas veganas, vegetarianas y ayurveda

Ponte a punto para el Otoño

ayurveda, recetas otoño, recetas vegetarianas, recetas vata, sin colorantes, sincolorantes.com

Una Guía Ayurvédica para pasar la estación vata con calma y equilibrio

El otoño es una estación de transición, los árboles y arbustos se desnudan silenciosamente preparándose para el invierno, la tierra se oscurece, y las temperaturas que hasta hace poco nos turraban empiezan a refrescar. El otoño abriga un cierto minimalismo que nos permite desvestirnos hasta nuestra esencia más sencilla, es una temporada llena de posibilidades.
También está el aire, las brisas que empiezan a agruparse para traernos el invierno con su respiración. Predomina este elemento aire, así que el prana, el aliento vital, la esencia sutil de la vida, abunda en nuestro entorno. El otoño es seco, áspero, errático, fresco, sutil y transparente- vata dosha comparte todas estas cualidades y como lo similar aumenta lo similar, se considera el otoño como la estación vata. Este pilar del ayurveda es en el que nos basamos para darte unos consejos que te ayudarán a pasar un otoño sano y equilibrado.

¿De qué sirve adaptar tu rutina al cambio de estación?

Ayurveda considera seguir una rutina estacional una de las bases de la salud, puedes equilibrar las características de tu clima local tomando decisiones en tu estilo de vida que eviten trastornos en tu bienestar, manteniendo así tu salud todo el año. Tengamos en cuenta que las temporadas climáticas cambian mucho de un sitio a otro, así que, sea el mes que sea, la “temporada” vata es aquella que más características comunes tenga con vata dosha: seco, ligero, frío, áspero, sutil, móbil y transparente (o vacío). El otoño es la temporada vata clásica, pero dependiendo de dónde vivas las cualidades expansivas de vata quizá prevalezcan en en tu entorno durante el verano y al otoño quizá le siga un invierno muy seco y frío con mucho viento.

La observación de tu entorno desde esta perspectiva cualitativa te da la posibilidad de reaccionar a los cambios en tu clima local de manera diaria y de temporada a temporada.
El caso es que ya tendemos a adaptar nuestros hábitos al clima de manera inconsciente, por ejemplo, en verano solemos comer más ensaladas y sandía- buenos antídotos al calor. Sin embargo para Octubre y Noviembre estamos preparando suculentos panes para acompañar cremas de verdura calentitas que delimitan la naturaleza seca, ligera y errática del otoño. Estas decisiones y cambios en tu dieta y estilo de vida te ayudarán a mantener tu sentido interno del equilibrio a lo largo del año.

Navega por la Temporada Vata sin Turbulencias

Teniendo en cuenta el principio ayurvédico de que los opuestos nos equilibran, la temporada vata (fría, ligera, seca, con viento e impredecible) te afectará menos si la llenas de calidez, oleaginosidad, nutrición profunda, relaciones amorosas y una sensación de estabilidad. Además te vendrá bien conocer los síntomas de vata desequilibrado para poder paliarlos inmediatamente si aparecen, estas recomendaciones son apropiadas para casi todo el mundo, pero si sabes cuál es tu constitución, podrás ajustar tu rutina estacional a tu tipo de constitución ayurvédico.

Dieta para Temporada Vata

Tu dieta es una manera muy poderosa de apaciguar vata este otoño: elige alimentos pesados, oleaginosos con muchas propiedades nutritivas y altos en grasas buenas. Sazónalos con especias cálidas y estimulantes, y sírvelos calentitos para mantenerte hidratado internamente, así tendrás los pies en la tierra durante la temporada vata. Te convienen más los sabores dulces, ácidos y salados, en general, es mejor comer platos cocinados, blanditos (cremas de verdura en vez de crackers crujientes con lechuga) acompañados de una cucharadita de aceite o ghee.
En esta época del año los reyes del desayuno son los cereales cocinados: cremas de avena, tapioca, arroz o trigo (pondré más recetas, no os preocupéis) y que vuestras comidas y cenas incluyan verduritas al vapor, cereales sustanciosos, sopas y estofados para mantener los pies en la tierra y esa hidratación interna que peligra con un entorno seco y frío. Si tomas productos lácteos, esta es buena época para tomarlos, casi todas las semillas y nueces son buenas también.
Procura reducir tu consumo de verduras crudas, comidas frías y congeladas además de los sabores amargos, acres y astringentes. Es mejor mantener los alimentos ligeros, que enfrían y resecan al mínimo, reduce por lo tanto el consumo de brócoli, col, coliflor, brotes, germinados, patatas blancas, legumbres, palomitas, crackers, mijo y frutos secos. Cómelos en moderación y asegúrate de remojar los frutos secos y las legumbres, cocinarlo todo bien y servirlos acompañados de ghee.

A lo largo del otoño quizá notes más apetito, ten cuidado de seguir las pautas de tu digestión y no comer con la cabeza. Este es un buen momento para hacer un detox tipo mono dieta, un ayuno en temporada vata no es aconsejable ya que te conviene nutrir tus tejidos en vez de debilitarlos privándolos de alimentos.

En el siguiente artículo, una lista detallada de los alimentos a tomar, no cambies de canal 😉

2 Comments

  1. Me gustaria recibir informacion de este sitio que me encantó! Gracias
    Virginia

  2. Love it. Que bien explicado.

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *